En la televisión y el cine, los ataques al corazón son excesivamente espectaculares. Pero en la vida real, las enfermedades cardiacas no siempre son tan repentinas ni tan evidentes. Es más, muchas personas ni siquiera son capaces de reconocer los principales signos o síntomas de las enfermedades del corazón.

Aprovechando los datos de la Encuesta Nacional de Salud de 2017, un grupo de investigadores evaluaron el grado de conocimiento de los cinco síntomas más comunes de los ataques cardiacos. Los investigadores encuestaron a un grupo heterogéneo de más de 25,000 adultos en Estados Unidos. El estudio mostró que casi el 6 % de los encuestados no conocía ninguno de los síntomas, y que tan solo el 53 % conocía los cinco síntomas.

¿Qué son las enfermedades cardiacas?

Según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (Centers for Disease Control and Prevention), el término “enfermedad cardiaca” se refiere a varios tipos de patologías. A veces, las enfermedades del corazón no se diagnostican sino hasta que la persona nota signos o síntomas de un ataque al corazón, de una insuficiencia cardiaca o de una arritmia.

La enfermedad cardiaca más común en Estados Unidos es la enfermedad de las arterias coronarias (EAC). A medida que la grasa se acumula en las arterias, bloquea o disminuye el flujo de sangre desde el corazón. Esta disminución del flujo sanguíneo puede provocar un ataque al corazón.

Las enfermedades cardiacas son extremadamente comunes en Estados Unidos. Visualicémoslas con estadísticas:

  • Cada 40 segundos, alguien en Estados Unidos sufre un ataque al corazón.
  • Más de 661,000 personas murieron por enfermedades del corazón en Estados Unidos en 2020.
  • Las enfermedades del corazón son la principal causa de muerte en Estados Unidos tanto para hombres como para mujeres, seguidas del cáncer.

¿Cuáles son los síntomas de las enfermedades del corazón?

Durante años, la atención sobre los síntomas típicos de las enfermedades del corazón se concentró en la población masculina, pero los especialistas han descubierto que los hombres y las mujeres experimentan las enfermedades del corazón de maneras diferentes.

Aunque los síntomas también pueden presentarse de distinta manera a medida que las personas envejecen, estas son las señales típicas de cuidado:

1. Dolor o molestia en el pecho

Este es el síntoma más común en hombres y mujeres. El dolor suele comenzar en el centro del pecho y puede durar varios minutos. También puede comenzar, desaparecer y luego volver. El dolor puede sentirse como una sensación de saciedad o de opresión. Algunas personas describen la sensación como un elefante sentado sobre el pecho.

2. Dolor o molestia en los brazos o los hombros

Otro síntoma común es un dolor que se irradia hacia ambos brazos.

3. Mareo o vértigo

Sentirse mareado o desorientado podría ser porque se ha levantado demasiado rápido o que necesita comer o beber. Pero también podría ser por una presión arterial baja, lo que podría indicar que su corazón no está circulando suficiente sangre hacia el cuerpo. Esto podría provocar un ataque al corazón u otros problemas cardíacos.

4. Náuseas o vómitos

A veces, las personas, sobre todo las mujeres, experimentan indigestión antes de un ataque al corazón.

5. Dolor de mandíbula, cuello o espalda

Es poco probable que el dolor de mandíbula, cuello o espalda sea por sí solo un signo de enfermedad cardiaca. Sin embargo, si no hay razón alguna para tener dolor muscular o articular (como ejercicio reciente), podría ser un signo de enfermedad cardiaca. Esto le sucede sobre todo a las mujeres.

6. Falta de aire

Esto puede ocurrir con o sin dolor en el pecho. La falta de aire al acostarse es un serio indicio de insuficiencia cardiaca.

7. Fatiga extrema e inexplicable

No nos referimos al cansancio propio de un día de trabajo duro. Más bien, es sentirse de pronto tan cansado, que no puede realizar las actividades cotidianas normales. La fatiga extrema podría ser una señal de que su corazón está trabajando mucho más para mantener el flujo sanguíneo, por lo que su capacidad para realizar actividades físicas disminuye por un breve momento.

8. Latidos del corazón rápidos, lentos, irregulares o anómalos

No ignore los cambios prolongados en el ritmo cardiaco, ya que el ritmo es clave para mantener el flujo sanguíneo. Este síntoma es especialmente común en mujeres con enfermedades cardiacas, y suele ir acompañado de otros síntomas.

9. Sudoración excesiva

Sudar sin estar activo podría ser un signo de enfermedad cardiaca. Los sudores nocturnos de las mujeres son un síntoma común de enfermedad cardiaca, y de otras enfermedades graves, que no deben confundirse con los sofocos.

¿Qué debe hacer?

Algunas personas hablan de síntomas leves que aumentan en intensidad, mientras que otras experimentan una aparición repentina e intensa. Pero no existen ataques al corazón pequeños.

Conozca los síntomas y busque atención médica si experimenta alguno de estos signos de alarma. Los expertos de UPMC Heart and Vascular Institute están a su disposición para atender sus preocupaciones. Concerte una cita llamando al 1-855-876-2482 o a través de UPMC.com/HVI.

Fuentes
  • Abstract 13002: Sociodemographic Disparities in Awareness of Heart Attack Symptoms in the United States. Circulation. Enlace
  • About Heart Disease. Centers for Disease Control and Prevention. Enlace
  • Deaths: Final Data for 2017. National Vital Statistics Report. Volume 68, Number 9. Enlace
  • Heart Attack. Centers for Disease Control and Prevention. Enlace
  • Heart Attack Symptoms in Women. American Heart Association. Enlace
  • Heart Disease Facts. Centers for Disease Control and Prevention. Enlace
  • Warning Signs of a Heart Attack. American Heart Association. Enlace

Acerca de UPMC Heart and Vascular Institute

UPMC Heart and Vascular Institute ha sido durante mucho tiempo líder en atención cardiovascular, gracias a su rica historia en investigación e innovación clínica. Como uno de los primeros centros de trasplante de corazón en el país y como desarrollador de uno de los primeros dispositivos de asistencia cardíaca, UPMC ha contribuido al avance del campo de la medicina cardiovascular.