Como sucede con muchos otros virus, el SARS-CoV-2, que causa el COVID-19, va cambiando con el paso del tiempo. Estos cambios o mutaciones pueden dar lugar a nuevas variantes del virus.

Hay muchas variantes del SARS-CoV-2 que se están extendiendo por todo el mundo. Los científicos las están estudiando para ver en qué se diferencian unas de otras y de la cepa original.

Los científicos también están analizando la eficacia de las vacunas y los tratamientos autorizados contra las variantes.

“Tanta transmisión a nivel mundial significa que el virus ha tenido la oportunidad de diversificarse”, explica el doctor Graham Snyder, director médico de Prevención de Infecciones y Epidemiología Hospitalaria de UPMC. “Y cuando el virus se diversifica —es decir, cuando adquiere un aspecto diferente—, eso significa que nuestro sistema inmunitario está menos preparado para reconocerlo”.

¿Cuántas variantes de COVID-19 existen?

Las mutaciones de los virus son aleatorias. No es inusual que los virus cambien con el tiempo, dice el Dr. Snyder. Eso es lo que ocurrió con el SARS-CoV-2.

“Cada día se producen cientos de miles de transmisiones en todo el mundo”, explica el Dr. Snyder. “Y cuando hay cientos de miles de transmisiones al día, la oportunidad para que surja algo diferente es enorme”.

Hay muchas variantes del coronavirus que se propagan a nivel mundial y en los Estados Unidos. Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) clasifican las variantes en tres grupos:

  • Variantes de interés (VI): en principio pueden causar una transmisión mayor, una enfermedad más grave o afectar la eficacia de las vacunas o tratamientos existentes. Es posible que las variantes clasificadas como VI hayan causado grupos de casos. Sin embargo, pocas variantes de este tipo han aparecido en los Estados Unidos o en otros países.
  • Variantes preocupantes (VP): han causado una enfermedad más grave, mayores tasas de transmisión, o bien, han afectado la eficacia de las vacunas o tratamientos existentes.
  • Variantes de alta consecuencia (VAC): hay suficiente evidencia de que han afectado la eficacia de las vacunas o tratamientos. También hay evidencia de que han causado una enfermedad más grave y un aumento en las hospitalizaciones.

Actualmente no hay variantes de alta consecuencia en los Estados Unidos. Los CDC están rastreando distintas variantes de interés y variantes preocupantes.

Las variantes preocupantes más conocidas son la variante delta (B.1.617.2) y la variante ómicron (B.1.1.529).

Las variantes difieren entre sí en cuanto a su transmisibilidad y gravedad.

“Es probable que estas variantes sean más transmisibles”, afirma el Dr. Snyder. “También es posible que causen una enfermedad grave con mayor probabilidad. En términos generales, seguimos bien preparados para hacerles frente”.

¿Funciona la vacuna del COVID-19 contra las variantes?

Actualmente se distribuyen tres vacunas contra el COVID-19 en los Estados Unidos: la de Pfizer-BioNTech, la de Moderna y la de Johnson & Johnson/Janssen (J&J). Las tres vacunas son seguras y eficaces para prevenir el COVID-19.

Las pruebas disponibles indican que las vacunas son eficaces contra las variantes del COVID-19, especialmente en la prevención de la enfermedad grave, la hospitalización y la muerte por COVID-19.

Sin embargo, las vacunas pueden perder eficacia con el paso del tiempo o con la aparición de variantes. Algunas personas, como las que tienen el sistema inmunitario comprometido, pueden no tener una respuesta fuerte a la vacuna.

Para combatirlo, la FDA y los CDC han autorizado dosis adicionales de la vacuna contra el COVID-19.

  • Las personas inmunocomprometidas mayores de 5 años que hayan recibido la vacuna de Pfizer pueden recibir una tercera dosis 28 días después de su segunda dosis.
  • Las personas inmunocomprometidas mayores de 18 años que recibieron la vacuna Moderna pueden recibir una tercera dosis 28 días después de su segunda dosis.
  • Todos los estadounidenses mayores de 12 años que recibieron la vacuna Pfizer pueden recibir una dosis adicional de refuerzo cinco meses después de su segunda dosis.
  • Todos los estadounidenses mayores de 18 años que recibieron la vacuna Moderna pueden recibir una dosis adicional de refuerzo cinco meses después de su segunda dosis.
  • Todos los estadounidenses mayores de 18 años que recibieron la vacuna J&J pueden recibir una dosis adicional de refuerzo dos meses después de su dosis inicial.

Los primeros datos sobre ómicron indicaban que las dosis iniciales de la vacuna contra el COVID-19 no eran tan eficaces para prevenir la infección, aunque seguían siendo eficaces para prevenir la enfermedad grave. Las dosis adicionales o de refuerzo mostraron un mayor nivel de protección contra ómicron.

Los CDC recomiendan que se vacunen y que reciban un refuerzo las personas que pueden hacerlo. Para programar una cita de vacunación o de refuerzo en UPMC, visite Vaccine.UPMC.com.

“Si le preocupan las variantes emergentes, lo más importante que puede hacer es no darles la oportunidad de transmitirse”, dice el Dr. Snyder. “Sigue siendo prudente ponerse las vacunas porque funcionan contra lo que probablemente vayamos a ver más adelante en Estados Unidos”.

Los científicos seguirán vigilando la eficacia de las vacunas contra las variantes.

¿Funcionan los anticuerpos monoclonales contra las variantes del COVID-19?

Los anticuerpos monoclonales —que actúan como los anticuerpos naturales del cuerpo pero que son creados por científicos— son un tratamiento prometedor para el COVID-19.

Hasta ahora, la Administración de Alimentos y Medicamentos ha autorizado múltiples terapias con anticuerpos monoclonales para tratar el COVID-19.

Los anticuerpos monoclonales han demostrado gran éxito en la prevención de la enfermedad grave, la hospitalización y la muerte cuando se administran poco después de la infección. Algunos tratamientos con anticuerpos monoclonales son más eficaces contra determinadas variantes, por lo que los médicos ajustan los planes de tratamiento según sea el caso.

Los científicos siguen vigilando las variantes actuales del coronavirus y vigilarán las que puedan surgir. A medida que vayan recopilando más información, podrían cambiar las directrices para la vacunación y/o el tratamiento contra el COVID-19.

Visite UPMC.com/COVID19 para conocer mejor cómo responde UPMC ante el COVID-19. Programe una cita para la vacuna contra el COVID-19 en Vaccine.UPMC.com en caso de que pueda vacunarse.

Fuentes
Centers for Disease Control and Prevention. About Variants of the Virus that Causes COVID-19. Centers for Disease Control and Prevention. SARS-CoV-2 Variant Classifications and Definitions. Centers for Disease Control and Prevention. COVID-19 Data Tracker, Variant Proportions. Dan Frampton, PhD, et al. Infectious Diseases, Genomic Characteristics and Clinical Effect of the Emergent SARS-CoV-2 B.1.1.7 Lineage in London, UK: A Whole-Genome Sequencing and Hospital-Based Cohort Study. The Lancet. Moderna COVID-19 Vaccine Retains Neutralizing Activity Against Emerging Variants First Identified in the U.K. and the Republic of South Africa.. Moderna, Inc. Moderna Announces Positive Initial Booster Data Against SARS-CoV-2 Variants of Concern. Moderna, Inc. Effectiveness of the BNT162b2 Covid-19 Vaccine against the B.1.1.7 and B.1.351 Variants. New England Journal of Medicine. Jerald Sadoff, MD, et al. Safety and Efficacy of Single-Dose Ad26.COV2.S Vaccine against Covid-19. New England Journal of Medicine.

Acerca de UPMC

Con sede en Pittsburgh, UPMC es un proveedor de atención médica y aseguradora de renombre mundial. Operamos 40 hospitales y 700 consultorios médicos y centros ambulatorios. Estos están ubicados en el centro y el oeste de Pensilvania, Maryland, Nueva York y a nivel internacional. Empleamos a 4,900 médicos. Somos líderes en atención clínica, investigación innovadora y tratamientos de última generación. U.S. News & World Report clasifica constantemente a UPMC Presbyterian Shadyside como uno de los mejores hospitales del país en muchas especialidades. Además, clasifica al UPMC Children’s Hospital of Pittsburgh en su Cuadro de Honor de los Mejores Hospitales Infantiles de Estados Unidos.